Jornada Construyendo una Comunidad Compasiva en Madrid

Parte1

Parte 2

FECHA: 2 de noviembre de 2021

LUGAR: CaixaForum Madrid. Paseo del Prado, 36. 28014. Madrid

PROGRAMA 

Descargar programa pinchar aquí

Resumen de la Jornada

A lo largo de la Jornada hemos tenido ocasión de compartir, en primer lugar, el cierre del Proyecto piloto “Salud comunitaria al final de la vida, comunidades compasivas” que con el liderazgo de Madrid Salud se ha desarrollado en los últimos cuatro años en los barrios de Vista Alegre y Puerta Bonita del Distrito de Carabanchel, experiencia que nos ha enseñado a hablar de tú a tú a la muerte, al duelo y a generar una comunidad compasiva.

El término de comunidades compasivas deriva del concepto de ciudades saludables adoptado por la OMS. Una Comunidad Compasiva es aquella que asume la muerte y el morir como parte de su responsabilidad colectiva, al igual que hace con la salud. Las comunidades compasivas nacen, por tanto, con el objetivo de involucrar a la sociedad en la participación activa del proceso final de vida, tanto a nivel cultural como social. Para ello, se promueven valores como la compasión, la participación social y la solidaridad, creando redes que permitan cuidar y ofrecer ayuda social y emocional a las personas que se encuentran al final de la vida y a sus familias, al tiempo que buscan prevenir el duelo complicado neutralizando, en la medida de lo posible, los determinantes sociales de la salud.

Formado bajo el modelo de comunidad compasiva, el Proyecto se ha centrado en el desarrollo de tres ejes: atención directa, facilitando información y asesoramiento sobre el final de la vida y prevención del duelo complicado a quienes se encuentren en un proceso avanzado de enfermedad crónica, a sus cuidadores y/o familiares; el eje de intervención comunitaria, sensibilizando a la ciudadanía y al entorno sobre el modelo de comunidad compasiva al final de la vida y, por último, el eje educativo, implicando mediante acciones de sensibilización y de formación, a la comunidad educativa en torno a las comunidades compasivas, la pedagogía sobre la muerte y el final de la vida.

Gracias a la estrategia desplegada por el Proyecto en Carabanchel, se ha podido atender a cerca de 300 personas en más de 1500 sesiones de acogida, individuales, grupales y/o de seguimiento. Se han desarrollado más de 260 acciones educativas en las que han participado más de 5000 personas del ámbito educativo entre alumnado, profesorado y familias, y se han desarrollado más 620 acciones comunitarias en las que han participado más de 6500 personas. No son pequeñas cifras, hablamos de situaciones muy duras derivadas de duelos, muchos de ellos no resueltos, en momentos muy dramáticos como los vividos tras la aparición de la COVID 19 en marzo de 2020, donde se ha producido en Madrid una sobremortalidad sin precedentes.

La COVID 19 provocó, entre otras consecuencias, muertes inesperadas, directa e indirectamente. Las medidas de prevención del contagio, por su parte, obligaron a impedir el acompañamiento a los seres queridos y a la realización de los rituales propios de nuestra cultura ante la muerte. Al dolor de la pérdida de un ser querido, se unen intensas emociones (desesperanza, impotencia, culpabilidad…) derivadas del hecho de no haber acompañado al ser querido en sus últimos días, no saber cómo fue atendido, no hacer un entierro como se hubiera deseado y, además, no contar con la compañía y consuelo de las personas más allegadas. Estos factores son claramente identificables como factores de riesgo, por lo que desde Madrid Salud se consideró esencial apoyar a la población madrileña ofreciéndole herramientas que ayudaran a elaborar sus duelos disminuyendo el riesgo de que se complique y se convierta en una patología.

En este contexto, se cierra el Proyecto Piloto de Salud Comunitaria al final de la vida en los Barrios de Vista Alegre y Puerta Bonita de Carabanchel para dar paso a una nueva etapa liderada por Madrid Salud en la que se implementará el Proyecto de Comunidades Compasivas y prevención del duelo complicado desde este mes de noviembre a los 21 distritos de la ciudad, dando así cumplimiento a los compromisos contemplados en los Acuerdos de la Villa de 2020.

El proyecto se realiza en los 16 Centros Municipales de Salud Comunitaria, en el Centro Joven y en el Centro de Prevención del Deterioro Cognitivo.

En él, están implicados, principalmente, los equipos de profesionales de los citados centros implicados en los Programas Marco de Promoción de la Salud Mental, Envejecimiento Activo y Saludable y Promoción de la Salud en el Ámbito Educativo, quienes contarán con el apoyo y asesoramiento técnico del equipo interdisciplinar compuesto por 14 profesionales especialistas en esta materia.

De esta manera, se posibilitará al conjunto de la población madrileña el acceso a actuaciones individuales, grupales y comunitarias destinadas a afrontar el duelo o el duro proceso del final de vida y se potenciará que Madrid sea una ciudad compasiva mediante la generación de una red de solidaridad con las familias que atienden a las personas en estado terminal, afrontan el final de la vida o un proceso de duelo.

El segundo gran objetivo de la Jornada es abrir un diálogo entre los proyectos de comunidades compasivas que distintas ciudades están desarrollando como Sevilla, Vic, o Santurce y con la colaboración de entidades como la Fundación Mémora o la Fundación la Caixa, también, presentes en la segunda mesa redonda, y en la que nos han hablado sobre el futuro y los retos de las comunidades compasivas tras el COVID.

Terminamos la Jornada reiterando el compromiso de Madrid Salud de continuar con las lecciones aprendidas, poder seguir hablando de tú a la muerte, poder hablar de la muerte como una parte de la vida.

2021-11-03T14:58:38+00:00