A lo largo de 2007, la inspección del transporte alimentario desde Madrid Salud, se ha centrado en dos grandes áreas: Por una parte, la relativa a las empresas que sirven comidas preparadas (catering), y por otra el resto de vehículos que transportan alimentos. A continuación se exponen tanto los objetivos como el análisis de los resultados de las inspecciones efectuadas en el transporte de alimentos dentro del término municipal de Madrid por Madrid Salud.

La vigilancia y el control de las condiciones higiénicas y técnico-sanitarias de los transportes de alimentos ha sido realizada por personal de inspección adscrito al Departamento de Inspección Central, Aguas de Consumo y Transporte Alimentario de Madrid Salud.

En 2007, el total de inspecciones realizadas fue de 493, correspondiendo 52 a transporte de comidas preparadas (catering a colegios).

Los objetivos generales perseguidos en esta Campaña fueron:

  1. Comprobar las condiciones técnicas  y la documentación de los vehículos en los que se transportan alimentos y productos alimentarios.
  2. Controlar el correcto mantenimiento de las temperaturas dentro de los receptáculos de transporte, en función del tipo de alimento transportado.
  3. Vigilar las correctas condiciones higiénicas del transporte de alimentos.
  4. Verificar las correctas condiciones higiénico sanitarias y de calidad de los alimentos transportados, así como su etiquetado, marcado y documentación, de acuerdo a la legislación vigente.
  5. Comprobar la documentación exigible en materia de manipuladores de alimentos del transportista, en caso de ser exigible, así como su conocimiento y correcta aplicación al transporte de alimentos.

RESULTADOS DEL CONTROL DEL TRANSPORTE DE ALIMENTOS (EXCEPTUANDO COMIDAS PREPARADAS)

Esta parte del estudio no contiene las inspecciones efectuadas a los transportes de comida preparada (catering) que tienen una evaluación específica más adelante debido a su importancia.

Las inspecciones se han efectuado en muelles de carga y descarga de grandes superficies, mercados, centros comerciales, galerías de alimentación, salidas de mercados mayoristas y en ruta acompañados de policía municipal.

No se consideran aquí las visitas informativas que se hicieron a establecimientos con motivo de recabar información para posteriores actuaciones.

Del análisis de las inspecciones efectuadas para este tipo de transportes se deducen las siguientes conclusiones:

  1. El total de inspecciones a vehículos que realizaron transporte de alimentos, con exclusión de las comidas preparadas fue de 441 inspecciones.
  2. Del análisis de los datos se desprende que los vehículos en general, cumplieron la normativa vigente, presentando la preceptiva autorización para realizar dicho transporte.
  3. El grado de adecuación a normativa de los ítems inspeccionados fue superior al 90%, con la excepción de la formación adecuada del personal en higiene de los productos que transportan. Más adelante se mencionan las deficiencias que más frecuentemente fueron detectadas durante la inspección.
  4. Dentro de las condiciones técnicas de los vehículos inspeccionados, las mayores deficiencias encontradas fueron respecto a los paramentos y materiales del interior de la caja de los vehículos.
  5. En cuanto a sus condiciones higiénicas, la principal deficiencia se centró en el inadecuado grado de mantenimiento de limpieza y conservación del interior de la caja del vehículo.
  6. Respecto a las condiciones de los productos transportados, la estiba de los mismos fue el punto que presentó un mayor grado de incumplimiento. Solamente en un caso fue necesario realizar la retirada y destrucción del producto al no cumplir éste las condiciones adecuadas para su puesta en el mercado.
  7. Finalmente, las condiciones de manipulación de los alimentos por parte del personal fueron en general correctas, salvo alguna excepción; sin embargo se constata que en este sector todavía sigue habiendo muchos operarios que carecen de la correspondiente formación en materia de higiene de los productos alimenticios que transportan.

RESULTADOS DEL CONTROL DEL TRANSPORTE DE COMIDAS PREPARADAS A COMEDORES ESCOLARES

La vigilancia y el control de las condiciones higiénicas y técnico-sanitarias de los transportes que proveen de comidas preparadas a los comedores escolares tiene un carácter prioritario dentro de las inspecciones de transporte realizadas por la Sección de transporte Alimentario (Madrid Salud), toda vez que se trata de colectivos de especial protección.

Las inspecciones se han efectuado teniendo en cuenta los datos aportados por los propios Colegios y las empresas de distribución de comidas preparadas acerca de los servicios que éstas prestaban a aquéllos.

Para ello, se establecieron rutas de inspección, considerando la hora más probable de llegada de los vehículos a los colegios, en virtud de los datos aportados. Las inspecciones se realizaron en el momento de la descarga de las comidas preparadas, tomándose la temperatura de las mismas con termómetro contrastado de la inspección.

Del estudio de las inspecciones realizadas en este tipo de transportes se deducen las siguientes conclusiones:

  1. El total de centros educativos y de recreo y/o cuidado infantil visitados donde se realizaron las inspecciones a los vehículos que sirven las comidas ya preparadas fue de 52.
  2. Del análisis de los datos se desprende que los vehículos en general, al igual que en campañas de años anteriores anteriores, cumplieron la normativa vigente, presentando la preceptiva autorización para realizar dicho transporte.
  3. Las condiciones técnicas de los vehículos inspeccionados, prácticamente en su totalidad fueron correctas.
  4. En cuanto a sus condiciones higiénicas fueron en su mayoría adecuadas, presentando un mayor grado de cumplimiento comparándolo con las del transporte de alimentos de otros sectores.
  5. Las condiciones de los productos alimenticios transportados fueron por lo general correctas, si bien la mayor deficiencia en este grupo fue el de la temperatura de transporte en caliente, que en algunos casos no llegó a alcanzar la que establece la legislación vigente. En estos casos se requirió en destino restablecer la temperatura a niveles adecuados con el fin de evitar posibles multiplicaciones microbianas.
  6. Finalmente, las condiciones de manipulación por parte del personal fueron en general correctas; la única deficiencia se encontró en la no tenencia del correspondiente certificado de formación de manipuladores de alimentos, siendo requerido en todos los casos por la inspección actuante.

NORMATIVA DE REFERENCIA:

  • R.D. 237/2000, de 18 de febrero, modificado por R.D. 380/2001, de 6 de abril y por Orden de 15 de octubre de 2001, por el que se establece la reglamentación básica para la construcción, control y ensayo de vehículos.
  • R.D. 2483/1986, de 14 de noviembre, por el que se aprueba la Reglamentación Técnico-sanitaria sobre condiciones generales de transporte terrestre de alimentos y productos alimentarios a temperatura regulada
  • Reglamento (CE) 178/2002, por el que se establecen los principios y los requisitos generales de la legislación alimentaria, se crea la A.E.S.A. y se fijan procedimientos relativos a la seguridad alimentaria.
  • Reglamento (CE) 852/2004, relativo a la higiene de los productos alimenticios.
  • Reglamento (CE) 853/2004, por el que se establecen Normas específicas de higiene de los productos de origen animal.
  • Reglamento (CE) 882/2004, sobre los controles oficiales efectuadas para garantizar la verificación del cumplimiento de la legislación en materia de piensos y alimentos y la normativa sobre la salud y bienestar animal.
  • Reglamento (CE) 854/2004, por el que se establecen normas específicas para la organización de controles oficiales de los productos de origen animal destinados al consumo humano.
  • Orden FOM 238/2003, de 31 de enero, por la que se establecen normas de control en relación con los transporte públicos de mercancías por carretera.
  • A.T.P. Acuerdo sobre transporte internacional de mercancías perecederas y sobre vehículos especiales utilizados en estos transportes, hecho en Ginebra el 1 septiembre de 1970.
  • R.D. 1202/2005 de 10 de octubre sobre el transporte de mercancías perecederas y los vehículos especiales utilizados en estos transportes.
  • R.D. 3484/2000, de 29 de diciembre, por el que se establecen las Normas de higiene para la elaboración, distribución y comercio de comidas preparadas.
  • R.D. 202/2000, de 11 de febrero, por el que se establecen las Normas relativas a los manipuladores de alimentos.
  • Orden 10/2001, de la Comunidad de Madrid por el que se establecen las Normas relativas a la formación de los manipuladores, autorización, control y supervisión de los centros y programas de formación.
  • R.D. 1945/1983, de 22 de junio, por el que se regulan las infracciones y sanciones en materia de defensa del consumidor y de la producción agroalimentaria.