Estos grupos están justificados por la frecuencia de los problemas de memoria asociados a la edad y las posibilidades de intervención con un entrenamiento multifactorial consiguiendo mejoría en los rendimientos de memoria y en los estados de animo potenciando procesos cognitivos infrautilizados en las personas mayores.

Se realiza un screening en la población diana escogida para el programa de Envejecimiento Activo y Saludable realizando, una evaluación específica de problemas de memoria y las funciones cognitivas. Se realiza a través de test neuropsicológicos breves.

El grupo se forma con 12-16 personas, con una periodicidad semanal durante 10 sesiones de 90 minutos de duración. El trabajo se realiza de forma individual, por parejas o grupal.

La estimulación cognitiva se realiza con ejercicios de estrategia y técnicas de memoria como asociación y visualización, estimulando procesos cognitivos básicos (atención, concentración, lenguaje, etc.,), solución de olvidos cotidianos intentando transferir y generalizar estos conocimientos a la vida cotidiana.